¿Es posible un acuerdo nacional sobre Atención Primaria?

11

Arismendi Díaz Santana

Esta propuesta de la Fundación Seguridad Social Para Todos (FSSP), se basa en un diagnóstico de la situación financiera y actuarial. Se trata de un punto de partida concreto para viabilizar un acuerdo nacional para el inicio de la atención primaria, a fin de evitar los crecientes copagos en contra de las familias más pobres y vulnerables.

La misma parte de la insatisfacción de los afiliados, así como de los médicos y PSS:

Publicidad

DE LOS AFILIADOS:Incontenible gasto de bolsillo y de copagos ilegales, entre el 42% y el 45%; cobro de cuantiosos anticipos antes de ingresar a las clínicas; atención médica pública de baja calidad, insuficiente y discontinua, y demandas para incluir más servicios y medicamentos

DE LAS PSS:Honorarios congelados durante más 10 años; tensiones entre las ARS y las PSS; retrasos en los pagos a las PSS y a los médicos; dificultad en el análisis de las glosas y reclamos; y trabas para asignar el código a los médicos

Existe un gasto en salud creciente e innecesario: 1) en 4 años duplicación del gasto en diagnóstico (de 8,773 en 2017 a 18,820 millones en el 2021); 2) más del 35% del gasto médico carece de impacto real en la salud; 3) el 13% de la hospitalización general es evitable; y 4) alta mortalidad, a pesar de contar con una amplia red sanitaria.

Nuestra Fundación está consciente que, en las actuales condiciones, la única posibilidad de implementar el primer nivel de atención, basado en la atención primaria, es mediante un acuerdo que incluya mejores tarifas y honorarios. Es el costo a pagar en un país con un dominio cuasi absoluto de lo privado sobre lo público.

La propuesta requiere un mayor afinamiento financiero y actuarial de parte de la SISALRIL. Lo más importante es demostrar que la APS permite una reasignación del gasto capaz de: reducir copagos, agregar servicios, elevar tarifas y reducir la mortalidad:una solución ganar-ganar, con el objetivo de reducir las resistencias al diálogo y de aislar a los más recalcitrantes.

La atención primaria: clave para elevar las tarifas y honorarios

Dada la correlación de fuerzas entre lo público y lo privado, para evitar 20 años más de espera, es justo y necesario incluir las demandas más sentidas por los médicos y las clínicas. Ni la mayor voluntad política puede obviar esta realidad. Por eso es que el eje central de la propuesta es demostrar que el cambio es posible “porque puede elevar las tarifas y honorarios”.

La lógica del proceso es que las tarifas irían aumentando al mismo ritmo en que se fortalece el primer nivel de atención. El aumento de las tarifas y honorarios es la compensación necesaria para lograr la implementación condicionada del primer nivel de atención y de la atención primaria.

Nada es perfecto. Todos tenemos que hacer sacrificios para poder avanzar. Más vale iniciar el primer nivel de atención (PNA) con una reducción gradual de los copagos, que frustrar un nuevo intento jugando al “todo o nada”, con el riesgo de terminar con las manos vacías durante 20 años más.

Afortunadamente, estamos frente a la mejor coyuntura. Creciente insatisfacción de afiliados y médicos. Identificación de gastos millonarios innecesarios e improductivos. Cuatro puntos concretos para un acuerdo nacional. Factibilidad financiera y actuarial. Voluntad política y oferta oficial de financiamiento blando

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here