Por Xiara Paulino

El coronavirus representó grandes retos para los dominicanos. Ya son más de 25,000 casos confirmados y 647 personas fallecidas desde su llegada al país y no solo transformaron la rutina de las personas, sino que también representó grandes pérdidas económicas en el sector empresarial y un reto enorme para aquellas personas cuyo empleo se vio afectado por la pandemia.

Este fue el caso del Contador Público Autorizado Carlos Vanderhorst, quien fue suspendido por 90 días por la empresa para la que laboraba. En medio de las dudas sobre si regresaría a su antiguo empleo, transformó una idea de una conversación en una nueva propuesta de negocio.

“En principio era una conversación entre mi hija y yo. Viendo los cambios que ha provocado el Covid-19 en la cotidianidad, le decía que en los actuales momentos podíamos preparar alimentos, entregarlos a las familias en sus hogares y a su vez compartir esos pequeños momentos”, expresó Vanderhorst, el chef y creador de Vanderbowl.

En medio de la adversidad que conlleva la pandemia, nace el proyecto de una tradición heredada e inspirada por los padres de Vanderhorst, quienes le enseñaron parte importante de la gastronomía criolla y, a través de la práctica, el chef empírico forjó sus más grandes virtudes culinarias.

Pasteles en hojas de plátano y de yuca rellenos de pollo, res y vegetales; Egg rolls de pollo y vegetales; croquetas de pollo y berenjena; quipes y empanada, de todo tipo son algunas de las propuestas que este emprendedor ofrece a sus consumidores.

De igual manera se encuentran las catibias, pastelitos, bolitas de queso y bollitos de yuca; además de una variedad de carnes asadas y mofongos gourmet.

Con alimentos preparados bajo protocolos estrictos de higiene y limpieza y un empaque con cerrado al vacio que permite mantenerlos libres de cualquier contaminación, los encargos son transportados a la comodidad de los hogares de los compradores.

“Tomamos en cuenta la situación que se está atravesando actualmente, razón por la cual empleamos las medidas requeridas para brindar un servicio bajo protocolos de salud adecuados”, señaló.

¿Cuál ha sido el mayor reto?

La transición de la oficina a la cocina

Uno de los mayores retos de Vanderhorst ha sido la transición de la oficina a la cocina. “No es igual cuando lo tienes como un hobbie a cuando tienes que hacerlo para llenar las expectativas de los clientes”, enunció el creador de Vanderbowl.

Sin embargo, el emprendedor resaltó la satisfacción obtenida a través de su familia, quienes a su vez son su equipo de trabajo. Su esposa Nurys Paulino, y sus hijos Carlos e Ianka Vanderhorst han sido el mayor soporte del proyecto.

Vanderhorst también explicó que el nombre de la empresa surgió en abril del 2020, a partir de la combinación de su apellido y el instrumento de cocina que más utiliza para la elaboración de sus platos: el bol.

Por otro lado, el chef anunció que pronto estará disponible la página web oficial de la compañía y que se encuentran operando a través de sus redes sociales, tanto en WhatsApp

( (829) 648 8997 y (809)-467-6907) como en Instagram (@vanderbowl); fecebook  (Van Der Bowl) y en  twitter (@DerBowl)

“Con la ayuda de Dios, enfocados en dar lo mejor y mientras brindamos el mismo sabor casero en la puerta de sus casa”, agregó.

Misión, visión y valores

La misión que persigue Vanderbowl es “satisfacer las necesidades gastronómicas de nuestros clientes, ofreciendo una comida casera y servicios de alta calidad e higiene que sobrepasen sus expectativas, y llevarlo donde éste lo requiera”.

Asimismo, Vanderbowl busca ser un espacio de trabajo que ofrezca oportunidades de desarrollo y crecimiento para sus colaboradores mediante la exploración de mejoras a lo largo de su trayectoria. “Un ambiente seguro, agradable, familiar y precios justos, es por lo que trabaja Van Der Bowl”.

En cuanto a su visión, la principal meta del emprendimiento es “Ser reconocido y preferido a nivel nacional, como un grupo de trabajo original, sólido y profesional que transformen la empresa en una gran cadena de comida casera a domicilio, desde Van Der Bowl a la casa del cliente”. Alcanzar esta meta “brindando una opción gastronómica con alta calidad, sabor y frescura” es uno de sus enfoques principales.

El servicio, calidad, frescura, disciplina, puntualidad en la entrega e innovación son los principales valores que servirán de canales para crecer y desarrollarse como entidad gastronómica. Asimismo, lo serán la excelencia constante, cordialidad y sostenibilidad.