CARACAS.- El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, aseguro este domingo que se ha activado una orden de arresto contra todos los involucrados en una operación terrorista, que calificó como “conjura sangrienta”, desvelada el pasado viernes y que dijo que estaba liderada por los opositores Juan Guaidó y Leopoldo López.

“El viernes en la tarde-noche se activaron las órdenes judiciales y de la Fiscalía para capturar a los involucrados en esta conjura sangrienta”, dijo al intervenir en un acto en la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), integrada solo por chavistas, en la que señalo directamente a López y su “subordinado”, Guaidó, de encabezarla.