El Casting, de acuerdo a Michael Shurtleff

179
Dustin Hoffman

A la hora de enfrentarse a un proceso de selección, los actores entran a un terreno que puede compararse con el de un campo minado. Los enemigos a enfrentar no lo son tanto los productores o los otros actores que compiten por el papel, sino que en realidad los enemigos son adversarios internos tan poderosos como las inseguridades o las decisiones equivocadas, y estos factores, determinan el éxito o el fracaso. 

Los manuales que prometen hacer de los interpretes invencibles participantes en los castings, o convertirse en leyendas urbanas que son elegidas nada más llegar a la prueba, son cuentos de hadas con fórmulas que jamás lograrán dotar al actor de herramientas reales que le sirvan de soporte.

El título: Casting, todo lo que hay que saber para conseguir un papel, parecería un ejemplo de esos textos engañosos de autoayuda si no hubiese sido escrito por una autoridad en este campo como lo es Michael Shurtleff, un personaje de mucho peso en Broadway, Off-Broadway y cine en materia de castings.

La distinguida carrera de Shurtleff abarca la escogencia de actores en obras de Broadway como El león en invierno, Chicago, Cabaret o en producciones cinematográficas como Jesucristo Superstar y El Graduado, además de ser testigo del surgimiento de estrellas de la talla de Robert Redford, Barbra Streisand, Robert de Niro o Dustin Hoffman.

En Casting, su autor analiza a profundidad el proceso desde el punto de vista de la producción y de los actores, dando a estos últimos pautas para presentarse en un casting, con los trucos y consejos a tener en cuenta para lograr impactar a quienes tienen en sus manos la escogencia de los interpretes para representar los personajes de esta o aquella obra teatral o fílmica.

Los Doce Indicadores.

Shurtleff opina, y en eso estamos de acuerdo, que en el acto creativo no existen reglas pero si cuestiones concretas que quien acude a un proceso de selección de actores está obligado a tener en cuenta. Los samuráis japoneses tienen como regla, y estos si las siguen, de aprender todas las técnicas de combate posibles para después olvidarlas haciéndolas partes de sí mismo. Así está obligado el participante a guardar en su memoria estos retos concretos que lo ayuden en su desempeño.

Los doce indicadores del autor pueden sonar como una contradicción, pero no lo son. No son reglas ni técnicas, apelan en todo caso a los sentimientos, las habilidades y la emotividad del actor, para que buscando dentro de sí mismo, maximice los recursos internos que posee.

A veces se olvida que lo buscado por los examinadores en una lectura es tener un panorama completo sobre quien es el actor  y cuanto puede dar de sí mismo. El objetivo es ver como se demuestra un grado de sensibilidad y verificar el rango del alcance a la hora de interpretar determinados papeles.

En bastantes ocasiones los actores cometen el error de menospreciar su experiencia, sobre todo cuando es corta, y el autor sugiere que usted se presente con todo el orgullo de que pueda ser capaz,  y acude a ejemplos de aquellos que no habían hecho casi nada como Barbra Streisand o Dustin Hoffmann. El cree que la confianza del actor en su talento es un valor que debe recordarse en cada prueba.

Ciertamente son muchas las preguntas sobre cómo juzgar tu propia lectura, cómo conseguir más lecturas, el proceso de lograr una buena impresión, y lo más importante, cómo ser escogido. Estas y otras dudas son analizadas por Shurtleff en su libro, al que se considera de obligada lectura en escuelas de teatro y universidades. Los fallos más comunes y las mejores vías para desempeñarse en una lectura de casting son escrutados en estas páginas.

Un Libro Sabio y Práctico.

Los consejos y sugerencias de este texto vienen de la amplia experiencia de su autor en la búsqueda y escogencia de actores teatrales en los campos cinematográficos y minteatrales. Aquí él responde preguntas de cómo dominar un escenario tan complejo debido a lo breve y a la competitividad. La profundidad que notamos proviene del filtro de una reflexión rigurosa de las prácticas más usuales en el negocio de incorporar talentos en las obras.

Casting, todo lo que hay que saber para conseguir un papel, es la apuesta de Michael Shurleff para facilitarle la vida a todo actor que acuda a un casting. En 311 páginas, Shurtleff hace aportes que funcionan en el mejoramiento de la participación actoral en esos maratones que buscan el intérprete ideal para papeles de todo tipo, y ya se sabe que cualquier ayuda es bienvenida para evitar caer en el despeñadero dramático de los no escogidos.

Humberto Almonte

Productor y Analista de Cine.-