Castillo mantiene 71.000 votos de ventaja y se acerca a la victoria en Perú

6

LIMA.- El candidato izquierdista Pedro Castillo, del partido Perú Libre, mantiene una ventaja de 71.764 votos sobre su rival Keiko Fujimori, del derechista Fuerza Popular, en los comicios por la presidencia de Perú, cuando ya se ha contabilizado el 98,33 % de los votos de la segunda vuelta del pasado domingo.

El último reporte de la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE) señaló este miércoles que Castillo ha recibido el 50,20 % del sufragio (8.735.448 votos), mientras que Fujimori obtuvo el 49,79 % (8.663.684 votos).

Hasta el momento, ya se han procesado 86.311 actas de votación, equivalentes al 99,795 % del total, de las cuales la ONPE ha enviado 1.260 al Jurado Nacional de Elecciones (JNE) para su revisión.

De estas, hay 457 actas con votos impugnados, 347 con algún error material, 66 con ilegibilidad, 101 incompletas y solo 1 con solicitud de nulidad total.

Además, 190 están sin firmas, 179 con más de una observación, 47 anuladas y 6 de mesas no instaladas, mientras que quedan por procesar 177, equivalente al 0,205 %.

En ese sentido, el organismo electoral precisó que se ha procesado el 99,78 % de las actas de votación en el país, el 98,70 % de las cuales ya han sido contabilizadas, y que también se ha procesado el 100 % de las actas del extranjero, el 89,47 % de las cuales ya se ha contabilizado.

A la espera de que culmine el conteo y se revisen las actas enviadas al JNE, durante la madrugada de este miércoles un grupo de partidarios de Pedro Castillo permaneció en vigilia frente a la sede del Jurado Nacional de Elecciones (JNE) con la intención de ser “vigilantes ante el voto popular”.

“No nos pueden robar nuestros sueños. Soy sindicalista, como el maestro (Castillo), que acaba de ganar las elecciones. Voto a voto, él ya ganó”, declaró a la emisora RPP una mujer que afirmó haber llegado desde la ciudad amazónica de Iquitos.

Por su parte, la congresista electa por Perú Libre Betsy Chávez remarcó que el proceso ya ha culminado y su partido solo está a la espera de que las autoridades electorales proclamen el resultado final para empezar a “tender puentes” con otros grupos políticos.