El jardinero dominicano Marcell Ozuna se encuentra en una situación difícil, ahora que falta menos de un mes para los Entrenamientos de Primavera y con el también guardabosque Nicholas Castellanos todavía en el mercado libre.

Aparte de los Cardenales, no habría otros clubes donde encaje Ozuna, aunque el quisqueyano también ha estado vinculado a los Rojos, Rangers y Bravos, entre otros conjuntos.

Ozuna ha dejado en claro que prefiere renovar con San Luis y la escuadra no ha hecho refuerzos de alto perfil hasta ahora, dejando la posibilidad de un regreso con el cañonero. Sin embargo, una fuente le informó a Derrick Goold del periódico St. Louis Post-Dispatch que si los Cardenales quieren retener al jardinero, el club deberá aumentar su oferta.

Por su parte, el presidente de operaciones de béisbol de los Cardenales, John Mozeliak, indicó el fin de semana pasado que no siente ninguna urgencia por agregar una pieza de alto calibre.

“Siempre hay oportunidades para tratar de mejorar tu club”, expresó Mozeliak. “Pienso que desde el punto de vista de la gerencia, estamos conscientes de que aún hay trabajo por hacer. Pero no nos hemos fijado una fecha para hacerlo.

“Creo que debemos mejorar dentro de la organización”, continuó Mozeliak. “¿Cuántos de nuestros jugadores jugaron a la altura de su nivel? ¿Dos? Entonces, lo más realista sería esperar que los otros muchachos cumplan con las expectativas”.

Este año, San Luis pretende contar con repuntes de los infielders Paul Goldschmidt y Matt Carpenter. También quieren crear oportunidades para que los nuevos rostros surjan en las praderas. Ambos son los motivos por los que los Cardenales han tenido paciencia en el mercado libre.

El conjunto también ha estado en negociaciones con los Rockies para adquirir al antesalista Nolan Arenado, aunque esas pláticas no han avanzado, según los informes.