Por Justo de la Cruz

Con todo y la posposición este miércoles del Campeonato Panamericano de Halterofilia que se llevaría a cabo en el Parque del Este de República Dominicana entre el 17 y 24 de abril, los pesistas quisqueyanos Sacarías Bonnat y Crismery Santana conservan la misma motivación y mantienen firme el objetivo de lograr una plaza para los Juegos Olímpicos de Tokio.

La postergación del evento internacional, último clasicatorio para Tokio, al que vendrían 30 países del continente americano, se decidió atendiendo a las medidas preventivas del coronavirus (Covid-19), que ha adoptado para todos sus eventos la Federación Internacional, según confirmó ayer el presidente de la Federación local, William Ozuna.

“No hay lugar para distracción, ni mucho menos desanimarnos, expresaron ambos atletas.

Bonnat (81 kilogramos), como Santana, quien compite en 87 kg, aseguraron que han trabajado bastante duro con el objetivo de integrar el equipo dominicano que irá a Tokio. Ozuna agregó que el certamen Panamericano, aunque sin fecha aún, será montado en el venidero mes de junio.

“Los eventos clasificatorios olímpicos de pesas tienen tres niveles que son oro, plata y bronce. El que acabamos de posponer aquí es ‘ oro’ y el último que da plaza hacia Tokio para la zona continental”, expresó Ozuna.

Los mejores 8

Según explicó Ozuna, a los Juegos Olímpicos de Tokio clasifican los mejores 8 del ranking mundial de halterofilia en cada categoría, por lo que Bonnat y Santana, quienes poseen ese status, tienen amplias posibilidades de conseguir una plaza para el máximo evento del deporte mundial, cuya fecha de celebración se mantiene aún programada entre 24 de julio y el 9 de agosto.