25.8 C
Santo Domingo

Alan Vargas y su conquista en la cocina

Jessica Bonifacio

El chef Alan Vargas emigró a los 14 años de República Dominicana hacia Estados Unidos. En ese momento, se llevó algo consigo que no ha abandonado jamás, la pasión por la gastronomía, sentimiento que heredó de su papá. Cuando salió de secundaria, comenzó a estudiar diseño, pero con el pasar del tiempo se dio cuenta de que “ahí no era”, así lo confesó durante la tercera edición de The Epicure.

“Duré como unos 10 años estudiando diseño, pero sabía que ahí no era. Me dije, ¡espérate, que lo mío es la cocina!”, reflexión que lo llevó a estudiar gastronomía.

 

 

Tres Leches, Fluke crudo y Ensalada de maíz y trufas a la parrilla.

La diversidad de restaurantes en Nueva York lo cautivó

A finales de los 80, cuando llegó a Nueva York, se deslumbró con todas las cocinas que allí había, algo que en ese momento no llegó a ver en República Dominicana.

En su narración, compartió que sus primeros pasos en el mundo gastronómico los dio luego de entrar a estudiar en Le Condon Bleu, en Miami, donde se formó en la alta cocina y se enamoró de la gastronomía francesa. “Por suerte obtuve mi primer trabajo haciendo catering en bodas de diversas culturas, como la india, española…”, dijo. Cuando terminó sus estudios, consiguió trabajo en la cadena de hotel Fontainebleau, y luego en el restaurante de sushi más grande de los Estados Unidos, Masa. Después de ahí, a su menú, además de la comida francesa, también le añadió la japonesa.

“Fui el primer chef que no era japonés de ese restaurante. Tuve que ganármelos a todos como en tres meses, y al final todo salió bien”, dijo, explicando que ellos no querían que otra persona que no fuera japonesa fuera su jefe.

A partir de ahí, el éxito de Alan, basado en disciplina, preparación y consistencia, le ha permitido abrir una serie de restaurantes como The Grange, Monarch Room, Vella y Mela East.

Costillas estofadas. Jessica Bonifacio

The Epicure en manos del chef Alan Vargas

En la tercera edición de la plataforma gastronómica The Epicure, realizada por Paradisus by Meliá, el chef Alan Vargas cumplió con las expectativas de los comensales y demostró sus años de experiencia. Durante su protagonismo, el chef dominicano, radicado en EE.UU. preparó lo siguientes platos: “Fluke crudo (chinola, jalapeño, limas, cilantro, espuma de yuzu, servido con chips de yuca)”, “ensalada de maíz y trufas a la parrilla”, “costillas estofadas Barceló” y un tres leches. Además, durante un masterclass el chef enseñó cómo cortar y curar un pescado.

- Advertisement -spot_img

Más artículos como este