25.7 C
Santo Domingo

Accidente Previsible

Las autoridades encargadas de la gestión y administración del Metro de Santo Domingo estaban advertidas y no hicieron caso.

Despidieron al personal que había sido instruido para operar el importante medio de transporte masivo de pasajeros para colocar en su lugar a personas sin condiciones para ofrecer ese vital servicio.

Con el arrastre de incidentes menores como los que se han producido y en el marco de un visible deterioro en el sistema, el pasado sábado el país fue sorprendido con la noticia sobre el choque frontal entre dos trenes de la primera línea.

A la alarma sobre el hecho se recibió con aliciente porque por la gracia de Dios solo 10 pasajeros resultaron con lesiones mínimas.

Hasta el momento de este comentario las autoridades de la Oficina de Transporte OPREP, no ha ofrecido su versión sobre las causas de un accidente que pudo ser catastrófico.

No obstante, y a espera que esa explicación se produzca a la mayor brevedad, advertimos que la operación del Metro en manos inexpertas, fruto de medidas reprochables como el despido del personal capacitado para esa delicada labor, se mantiene vigente.

Roguemos porque no se repita otro accidente de consecuencias trágicas por esos desvaríos administrativos.

- Advertisement -spot_img

Más artículos como este