3.1 millones hogares viven situación financiera de vulnerabilidad

21

El 85 % de la población dominicana, es decir, 8.9 millones de ciudadanos, vive en una situación financiera de sobrevivencia o vulnerabilidad, lo que genera en las personas estrés financiero, que a su vez afecta la salud física y emocional de los individuos, y el entorno familiar y laboral de los que la padecen, indica el primer estudio sobre salud financiera en la República Dominicana.

El estudio señala que el índice de salud financiera de los dominicanos está en 54 puntos, lo cual se traduce en que el 30%, unos 3.1 millones de hogares- tiene una situación financiera de vulnerabilidad, en otras palabras, su nivel de salud financiera está muy bajo en varias o en todas las variables consideradas en el estudio, con el que se analizó el estado de la salud financiera de los dominicanos.

Los resultados están contenidos en el Primer Estudio de Salud Financiera 2021 elaborado por la firma Caudall, siguiendo la metodología del FinHealth Score Toolkit del Financial Health Network, organización internacional sin fines de lucro que se dedica a promover la salud financiera.

Publicidad

En el análisis, en el que participó un equipo de profesionales multidisciplinario, se destacan algunos hallazgos relevantes: El 37% de los ciudadanos tuvieron gastos mayores a sus ingresos; el 27% gastaron prácticamente igual a sus ingresos; 49% no logra pagar todas sus cuentas a tiempo; mientras que 51% se siente inseguro o está poco seguro de no poder alcanzar sus metas a largo plazo.

Otros datos de interés que se señalan en el estudio son: 39% de los ciudadanos dominicanos no puede sobrevivir por más de tres semanas con los ahorros disponibles, y el 23% no puede sobrevivir por un período mayor a una semana; en tanto que el 49% reconoce tener deudas mayores a lo debido o lo manejable.

Un 38% de los ciudadanos dijo tener mal historial crediticio o no lo conoce; 36% siente inseguridad sobre la cobertura de sus seguros y el 67% no hace una planificación de sus finanzas con anticipación.

La metodología para realizar el estudio fue la del FinHealth Score Toolkit del Financial Health Network (adecuada al contexto dominicano), un cuestionario que evalúa la salud financiera de los participantes en cuatro pilares: gasto, ahorro, deuda y planificación; con lo que se calcula un índice general de salud financiera en una escala de 0 a 100, donde 0-39 es financieramente vulnerable, de 40-79 se considera financieramente sobreviviendo, y de 80 a 100 financieramente saludable.

El estudio evaluó la salud financiera de la Población Económicamente Activa del país, basado en los datos de la Encuesta Nacional Continua de Fuerza de Trabajo del Banco Central, con una muestra técnica de 1,740 personas para un nivel de confianza del 99% y un margen de error de 1%.

Dados los resultados del estudio, se recomienda hacer un esfuerzo conjunto, ya que la salud financiera es una problemática que corresponde abordar a todos: el individuo debe gestionar sus finanzas de una forma responsable, mientras el sector privado debe ofrecer a los empleados remuneraciones dignas, con programas de educación y orientación financiera.                 

El Estado -indica el estudio- debe jugar un rol de vital importancia, estableciendo políticas públicas que permitan a todos los ciudadanos recibir educación financiera desde temprana edad, así como promover que los usuarios de servicios financieros reciban la información necesaria para que tomen decisiones debidamente informados.

Pese a no tener certeza de la salud financiera de los dominicanos previo a la pandemia, tomando en cuenta los efectos económicos y sociales de la misma, el estudio considera interesante la interpretación de los datos para la implementación de estrategias, políticas y acciones de todos los sectores para mejorar los indicadores obtenidos que “se traduzcan en una mejor salud financiera y una mejor calidad de vida”.